El efecto de 9/11 en los musulmanes hispanos

posted Oct 14, 2009, 11:16 PM by coss admin   [ updated Sep 17, 2011, 9:36 AM ]

  • 2011-08-31 
  • El Diario NY

  • Sobre 200,000 hispanos en los Estados Unidos hemos abrazado al Islam como nuestra fe. Las historias de cómo cada uno de nosotros entró en contacto con el Islam son tan variadas como las experiencias humanas mismas. Algunos se allegaron al Islam por curiosidad intelectual; otros lo descubrieron en alguna sutil experiencia al tropezarse con la profundidad emotiva de los poemas de Rumi, o de la recitación del melodioso Corán. Hubo a quienes les despertó curiosidad ver su compañero de trabajo o vecino ayunando durante el mes de Ramadán, o a alguna musulmana con su velo. Otros miles lo conocieron en momentos difíciles de su encarcelamiento; cuando sintieron admiración por la disciplina espiritual de algún otro que madrugaba para realizar el primero de cinco rezos diarios. Algunas familias se fascinaron al respirar la devoción comunitaria de los musulmanes mientras como turistas recorrían Egipto; y otras quedaron flechadas con la magnificencia de la Mezquita Azul en Estambul o con el esplendor de la Alhambra en España.

    Los ataques terroristas del 11 de septiembre, hace 10 años, secuestraron la verdadera cara del Islam. Un inolvidable y trágico día en que también murieron cerca de 100 musulmanes incluyendo al bombero-rescatista Mohammad Salman Hamdani. Si bien es cierto que hubo un vertiginoso aumento en la retórica islamofóbica después del evento; no es menos cierto que también se despertó un interés generalizado sin precedentes por conocer sobre la religión del profeta Muhammad. Miles de hispanos decidimos estudiarlo, abrazarlo y adoptarlo como un modo de vida. También provocó el surgimiento de una nueva generación de musulmanes más asertivos, abiertos a comunicar sobre sus vivencias y su fe. Algunos otros fundaron o forman parte hoy día de organizaciones como la Sociedad Americana de Musulmanes que desde esa fecha ha distribuido decenas de miles de copias del Corán, además de material didáctico sobre la preparación ciudadana para evitar y recuperarse de desastres. A pesar de los esfuerzos incesantes de quienes nos difaman y hasta persiguen; somos el grupo religioso de más crecimiento en los Estados Unidos. Mientras más conocemos de nuestra fe nos damos cuenta que el Islam no necesita de nuestra defensa, sino que vivirlo piadosamente es nuestra defensa.

    Millones de musulmanes hispanos en Estados Unidos, España y el resto de América Latina hemos encontrado el tesoro que representa la sangre de nuestros antepasados. Es la herencia andalusí de España, en la que hubo presencia de musulmanes por casi mil años. Época que enriqueció nuestra cultura no sólo el plano espiritual sino también nuestra lengua, con sobre 4,000 palabras que provienen del árabe, sin dejar atrás las incontables contribuciones en las artes, ciencias, filosofía y matemáticas.

    Los musulmanes hispanos vivimos nuestra espiritualidad disfrutando de nuestra cultura. Saboreamos nuestra cocina, y nos recreamos con nuestros cuentos, novelas, arte y poesía. No estamos al margen de nuestra comunidad latina; somos parte de ella. Somos tus policías y bomberos, tus doctores, transportistas, soldados, maestros, obreros, consejeros, abogados y comerciantes. Somos tu hijo, hermano, primo o sobrino. Somos tú.

    Los ataques terroristas del 11 de septiembre, hace 10 años, secuestraron la verdadera cara del Islam".


    Enlace de la fuente:

    http://www.impre.com/eldiariony/opinion/opinion/2011/8/31/el-efecto-de-911-en-los-musulm-270095-1.html

    Comments